Piensa

La vida es corta para levantarnos por la mañana con tristezas, nadie dice que será fácil, sólo te puedo asegurar que valdrá la pena

martes, 4 de mayo de 2010

Despedida

Lo más triste no es despedirse,
Sino no saber hacia adónde ir...!
¡Y lo más triste no es despedir
Al que parte,
Sino no saber dónde
Y para qué te quedas!

Si toda la vida es un camino,
Y si toda la vida es una búsqueda,
acéptalo, aunque te duela,
Toda la vida es una despedida.
¡Y sólo aprendiste a vivir,
Cuando aprendiste a despedirte!
Y no habrás aprendido
A caminar en libertad,
Buscando lo no alcanzado,
Mientras no te hayas despedido
De lo andado y lo logrado.

La libertad y la valentía que no tienes
Para despedirte
De todo lo dejado y lo perdido,
Son la libertad y la fuerza
Que te faltan
Para seguir andando.

Despídete :
De los padres
Que ya no necesitas,
Y cuida de ti mismo
haciéndote responsable de tu vida.

Despídete:
De los hijos
Que ya no te necesitan,
Y déjalos ser libres.

Despídete:
De lo bueno que viviste,
Sin apegarte al tiempo que pasó,
Por temor del presente
Y el futuro.

Despídete: del mal que cometiste,
Sin atarte con culpas y reproches;
perdonándote a ti mismo.

Despídete: de las ofensas que te hirieron,
Sin esclavizarte en la prisión
Del rencor y la amargura.

Despídete: de los que, muriéndose, partieron,
Para que dejes de esperar su regreso,
Y camines tu camino en la esperanza,
De encontrarte tú con ellos...

Despídete. Deja correr el río de la vida,
llevándose las aguas que estás viendo,
Para que tengan lugar ante tus ojos
Las aguas que no viste todavía,
Y ya están viniendo...

René Trossero

14 comentarios:

  1. Pero que dificiles son siempre las despedidas, madame. Toda clase de despedidas: despedirnos de amigos, de familiares, pero tambien de recuerdos y de dias pasados.
    A veces es malo retenerlos. Y cuando no nos pertenecen, como es el caso de los hijos, entonces es malo siempre.

    Buenas noches

    Bisous

    ResponderEliminar
  2. Es lo que yo decía el otro día en una entrada de mi blog, en la vida todo es una pérdida. Pasamos por la vida sin dejar de perder, en este caso de despedirse.

    Un beso Katy.

    ResponderEliminar
  3. Hola Katy!! Esto parece para mi dìa de hoy, despedirme de cosas que quiero. Pero eso es la vida, es verdad amiga.
    Besossss

    ResponderEliminar
  4. Katy...que difícil es despedirse, pero a la vez tan necesario para nuestro crecimiento personal. Estamos creciendo permanentemente, crecemos en vivencias y experiencias para alcanzar madurez, plenitud. La soledad es saludable cuando comprendemos "que aprendemos a vivir cuando aprendemos a despedirnos"...Abrazos,

    Carmen

    ResponderEliminar
  5. TIENES LA RAZON KATY, ES MEJOR DESPEDIRSE DE CIERTAS COSAS.. PERO HAY OTRAS QUE SON INEVITABLES DE DEJAR ATRAS...

    UN ABRAZO !!!!

    ResponderEliminar
  6. Gracias Katy!
    Vaya texto que has elegido...
    Despedida, desapego...
    No siempre resulta facil, hemos de recorrer bastante camino hasta que deje de doler...
    Un fuerte abrazo de luz, Mirta

    ResponderEliminar
  7. Hola Madame, la vida es eso despedirse, no aferrarse, no apegarse a personas, cosas, lugares...
    A veces custa más que otras pero decir adios siempre es doloroso. No obstante es sano para el alma y para nuestra evolución.
    Bisous

    ResponderEliminar
  8. Buena Elena empleada la palabra pérdida suena más dura que una despedida. Porque al decir decimos adios abrimos una puerta nueva, y pérdida suena más como algo irremediable al menos para mi. Ya sabes las palabras no tienen el mismo significado para cada uno. Es decir con el desprendimiento entra en juego mi voluntad y la pérdida es irremeparable.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Hola Gabriela amiga, siento que hoy te toque algo así pero a la vez puede abrir a otros horizontes. Dentro de ti está la fuerza, el deseo, la voluntad de superación.
    Cuidate que hay estados de anímo quepueden llevan al abatimiento.
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Hola Carmen totalmente de acurdo contigo. Mi vida ha sido siempre despedirme, desde incluso antes de nacer casi. Despedirme de mi patria, de otros paises de colegios, de amigos, de ciudades, de cosas. Desprendimiento. Todo ello me ha hecho más fuerte y me ayudado a valorar más lo que tengo en cada momento.
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Hola Vero la vida va enseñando poco a poco. Hay que dejar cosas. No se puede ir con tanto equipaje por a vida.Terminaríamos doblados del peso.
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Efectivamente Mirta, doler duele, pero es necesario. Las cosas no son "Tu", y es bueno saber decir adiós. Incluso hay relaciones personales que hacen daño y también hay que alejarse con un decir adios. Nadie dice que sea fácil. Todo los grandes pensadores dicen que es sano para el alma y para el cuerpo tomar esta decisisón para que nazca alguno nuevo y poder seguir caminando
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Hola Katy, qué difícil resulta despedirse, pero muchas filosofías dicen que lo mejor es no apegarse a las cosas, que cuando consigues no tener apego es cuando más cerca estás de la felicidad y la "libertad", pero yo no lo consigo....
    Las despedidas no son lo mío...
    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Hola Nikkita ni creo que sea lo de nadie. Pero cuando la vida te pone delante de todas estas situaciones y llegan estos momentos tan difíciles tienes que aceptarlo, transmutarlo, asmilarlo, comprenderlo y aprovecharlo para tu crecimiento personal. Porque sabemos que estamos de paso y nada nos pertenece. Vinimos al mundo sin nada, solos y así mismo nos iremos.
    Duro pero real.
    Besitos

    ResponderEliminar

Gracias por tu pasos y mucho agradezco que dejes tu huella,

Translate